top of page
  • AVENUE ILLUSTRATED

TENDENCIA HAUTE COUTURE SS24

Hace unos días París acogía el mayor y más esperado acontecimiento del año tanto para las casas de moda como para todos sus aficionados. La semana de la alta costura es el evento por excelencia dentro del sector, con actrices, personalidades del mundo, it girls, modelos, cantantes y celebrities reunidas en asientos alineados en primera fila donde observar con detalle las propuestas más creativas de los diseñadores y directores creativos de las maisons.  

 

Una semana donde dejar absolutamente de lado cualquier límite conocido, y donde la innovación y la libertad de estos creadores desfila por largas e imponentes pasarelas para hacer ver al mundo lo que son capaces de hacer. Schiaparelli, Maison Margiela, Armani, Jacquemus o Jean Paul Gaultier han sido algunos de los pilares fundamentales de esta edición y hoy venimos a repasar todos estos icónicos momentos que nos ha dejado.  

 


BABY ROBOT DE SCHIAPARELLI 

La Maison que la temporada pasada dejaba ver unos espectaculares vestidos con cabezas de leones y panteras tamaño real hechas a mano no iba a traer menos esta temporada. Daniel Roseberry, diseñador de la casa, cuenta que para preparar esta colección pasó meses pensando “en la tensa relación entre el hombre y la máquina”. El resultado fue traer a la pasarela la más literal representación con un bebé “robot” (lo decimos entre comillas porque nada tiene de parecido a lo que imaginas). Concretamente se trata de una estructura con la forma anatómica de un bebé pero cuerpo de pequeñas piezas de placas base y de espejos. Para la puesta en escena, la musa y modelo Maggie Maurer llevaba la pieza sentada en sus caderas, igual que un bebé, y caminaba sujetando su cabeza e incluso apoyándola sobre su propio hombro.  

 


JOHN GALLIANO EN MAISON MARGIELA  

El diseñador más especial de los 90 tomaba de manera silenciosa la dirección creativa de Maison Margiela en el año 2014t. Tras una mala racha en la que se vieron involucradas algunas cuestiones personales con las profesionales, quiso dar un paso atrás, una posición que le costará mucho mantener a partir de ahora. Su última propuesta de alta costura ha sido un auténtico espectáculo visual, uno de esos que solía hacer en sus primeros años en Dior, allá por los late 90's.  

 

Galliano tomó uno de los bajos almacenes del Pont Alexandre III de París para recrear un antiguo bar clandestino con una pasarela dominante por la que comenzaron a desfilar modelos con expresiones faciales congeladas parecidas a las de muñecas (logradas por el Mua Pat McGrath), corsets que desafiaban las leyes de la anatomía humana, y una larga exhibición de técnicas y “know how” que solo alguien como él podría haber llevado a la pasarela.  

 



SIMONE ROCHA EN JEAN PAUL GAULTIER  

Con este son 6 los años de colecciones para Jean Paul Gaultier de la mano de artistas invitados. Esta vez era la irlandesa Simone Rocha la responsable de todas las emociones, caras y miradas del mejor de los asombros que observaron todos los asistentes a un mágico desfile que se cerraba con un emotivo gesto entre Jean Paul y Rocha.  

 

Para la ejecución de esta colección, la diseñadora rendía tributo a los más clásicos diseños de la casa aportándole algunos de sus sellos: feminidad, estructuras dramáticas, flores, perlas, lazos y creaciones en tul. No faltaron algunos indispensables de la casa como los sombreros y las rayas marineras, ambos elementos reinventados a la perfección.  


 




 




Comments


bottom of page