top of page
  • AVENUE ILLUSTRATED

ODA A LOS 2000

El otro día, en plena sesión de “zapping” por Netflix aterrizaba casi por sorpresa en un título de lo más prometedor “Crossroads: hasta el final”, y debajo del título, la impactante fecha: 2002. Nada más y nada menos (sí, soy gen. Z). Para continuar con las sorpresas encontraba a una Britney Spears (muy) recién entrada en la edad adulta y a una Kim Cattrall que hacía de su madre… una auténtica joya. Durante toda la película no hice más que pensar en las posibles formas de cambiar mi herencia familiar por el armario completo de Lucy Wagner (Britney): tops con ribetes de encaje, chándales en tonos rosa chicle y vestidos cortos semi entallados de los que ahora sólo venden las webs más populares de Australia (y mejor no saber por cuánto…).


Esta experiencia tan especial me recordaba continuamente lo cíclica que es la moda, nuestros hábitos de consumo y, por supuesto, nuestros gustos en general. Siempre imaginaba que si tenía hijas, dentro de muchos, muchos años, ellas me pedirían llevar alguna prenda de mi armario de ésta época, ingenua de mí que no sabía que tan sólo 20 años después sería yo misma la que necesitaría volver a vestir así, con esa ropa que tanto odiaba llevar al colegio.


Otro ejemplo evidente de esto son las continuas olas de popularidad que nuestra queridísima Carrie Bradshaw atraviesa aún en pleno 2024 y que seguro seguirá disfrutando por siglos. Es todo un icono en Tik Tok y eso quiere decir que llegados a este punto quizás la conocemos mejor nosotras, las chicas en nuestros 20’s, que nuestras madres (las primeras en disfrutar de “Sexo en Nueva York”). Ahora Carrie protagoniza la Home page de nuestro Pinterest y todas daríamos hasta lo que no tenemos por poder tener en nuestro armario el famoso vestido de estampado de papel de periódico de Christian Dior.


No queremos que te vayas de vací@ y llen@ de nostalgia, y por eso, para redimirnos un poco, te vamos a regalar los nombres de algunas webs en las que podrás sumergirte para hacer algunos cambios en tu armario de cara a primavera y por fin vestir como esa chica que ves cada día en Pinterest y que parece que, efectivamente, heredó el armario de Lucy Wagner. Princess Polly, que, aunque nos cueste creerlo, sí, no quedó atrapada en el 2016, y sí, sigue teniendo los mejores vestidos cortos con aires noventeros que todas queremos; Rat and Boa, un clásico que no defrauda; Reformation, claro; y, por último, Ba&sh.




Créditos: 1. y 2. Princess Polly, 3. y 5. Rat & Boa, 4. Reformation, 6. Ba&sh

 




 




コメント


bottom of page