top of page
  • AVENUE ILLUSTRATED

Se te está poniendo cara de croqueta… y lo sabes

Actualizado: 30 ene

¿Cómo no va a existir el Día de la croqueta? Ubicado para mañana en el calendario (16 de enero), esta receta de aprovechamiento se ha transformado en un producto de peregrinaje. Francamente, no conocemos a nadie que no le gusten, al tiempo que siempre alguien dice vamos a tal sitio, “que me apetecen sus croquetas”.  


Dicen que surgieron en Francia, pero es una de esas tapas españolas que nunca jamás ni falla ni falta. ¿Quieres comerte alguna de las mejores? Las de mi madre no te las puedo ofrecer, pero sí una selección con las que no fallarás. 

 


BALDORIA

Ciertas voces italianas dicen que la croqueta fue creada por los cocineros florentinos de Catalina de Medici, por lo que es lógico que en esta lista no falte la propuesta de Ciro. En la carta de Baldoria puedes encontrar unas croquetas de berenjena alla parmigiana. ¿Se pueden juntar dos recetas mejores?





DESCARO

Si hay algo de lo que puedan presumir en este local es, sin duda, de croquetas. Su chef Miguel García las prepara tan ricas, que te costará mucho compartirlas. Empieza por las de jamón, las favoritas, y sigue por las de boletus, que también son muy buena opción. No olvides preguntar en sala por su última innovación, porque esta gente no para de pensar… con descaro.





HERMANOS VINAGRE

El bar que rinde culto a la tradición, al tapeo y al "bar de toda la vida", ha conquistado la capital con una propuesta protagonizada por las conservas. En sus platos calientes están sus míticos croquetones, de huevo duro y de jamón ibérico, ideales para disfrutarlas con un chato de vino, una caña bien tirada o un buen vermú.





HEVIA

Este restaurante con medio siglo de tradición tiene las clásicas de jamón, pero te recomendamos su croqueta de centollo, una cremosa propuesta realizada con una reducción de mariscos (sofrito con puerro, ajo y cabezas de diferentes mariscos) y con la carne de centollo. 





KABUKI

La croqueta japonesa de Kabuki Madrid se denomina Maguro Koroke, una croqueta de atún rojo cocinada en salsa Sukiyaki (dashi, soja, mirin y azúcar) y empanada en panko. Se emplata con mayonesa japonesa, salsa tare (soja, sake, mirin, miel y jengibre) y se termina con katsuobushi, unos copos de bonito seco que realzan el sabor. Tremenda. 





LA JUANA 

La Juana es arte, con toque del sur. Punto de encuentro para los amantes de la buena comida y de las reuniones llenas de pasión, color y música, este restaurante cercano a la Plaza Mayor de Madrid ofrece comida casera, canalla, española y nostálgica, igual que sus croquetas cremosas del puchero, carabinero y alioli de azafrán y miel. 





LHARDY

Entrar en Lhardy es viajar en el tiempo y revivir con más intensidad que nunca los pequeños y grandes placeres de la vida. Su restaurante y su tienda permiten disfrutar de sus icónicas croquetas de cocido, cobijadas en un singular croquetero de plata para conservar la temperatura perfecta. El que sabe, sabe… 





SHANGHAI MAMA 

Tomando como base las técnicas tradicionales de la cocina china -inspirados en la cocina de las “mamás”, con ingredientes nacionales-, para el día de la croqueta tiene el Patoyaki, una croqueta de pato laqueado, reinterpretación moderna de su emblemático plato.  



 




 



Comments


bottom of page